La lectura en el mundo actual en el que sobrevivimos ha ido perdiendo su sentido tal como la conocimos y apreciamos buena parte de nosotros, tal como fue y siguió siendo desde su existencia y con lo que ha conmovido durante siglos a la humanidad: Cultura más que información, acto solitario y poético donde dos soledades se unen para entrelazar ideas, sensaciones, amores y pasiones. La soledad del autor y la del lector.

Leer como mero acto de información no es leer, así como escribir no es exclusivamente saber redactar bien o recopilar información para crear solamente una historia a partir de lo ya codificado por otros. Escribir es ponerse cada día una pistola en la sien y apretar el gatillo (Julián Demoragas), y entregar su yo más íntimo, sus ideas, las verdades y las mentiras que nos engrandecen y acosan, todo el cuerpo real inmerso en el cuerpo medular y telúrico del misterio.

La literatura es trance gozoso y doloroso a la vez, puro misterio, hondo misterio, lo subrayo.

Lo que yo busco en un autor es primero que nada a él mismo, lo segundo es que se haya olvidado de sí mismo a la hora de describir y volcarse en la escritura, tal como apuntaba Marguerite Yourcenar, tercero, que sea culto y que haya vivido a la par con ese nivel de cultura. La cultura y la erudicción deben existir además en todos los dominios, también en lo popular. Un escritor debe vivir, también fue una frase preciosa de la Yourcenar. Vivir y escribir.  Aventurarse, añado, en la única densidad que importa, la individual y dispersarla entre los demás con sinceridad y sabiduría.

Después, busco siempre un estilo de pensamiento que concuerde con un estilo de escritura. Un escritor sin estilo, sin una manera de encajar la historia, de dominar primero la historia, y de dejarse dominar por el lenguaje después, para luego invertir los roles y amaestrar al idioma con sus propias palabras, incluídas las inventadas por él, no es un escritor. Un escritor es un inventor de palabras.

Busco además la observación desprejuiciada de su entorno, y a la vez crítica con su entorno. Un autor debe comprometerse antes que nada con él mismo, y enseguida con el lector, pero sin dárselo a entender, si hacerlo obvio. Un autor debe implicarse en causas justas, pero debiera priorizar las causas artísticas en las que cree y las que practica con su arte. Un escritor debe honrar primero que nada a la poesía y a los poetas, al arte, a la tierra, a la vida y a la libertad. Un escritor se debe a su obra y a la justicia que ella presupone y propone como acción invisible y dérangeant (Gilles Deleuze), provocador, insólito e imperecedero.

Es la razón por la que en el 2012 elegí los siguientes diez libros como los más fieles exponentes de todo lo que dije anteriormente:

1.- El Cronista de Cine. Guillermo Cabrera Infante.

51xgnhrKqwL._SL500_AA300_

Guillermo Cabrera Infante es uno de los más grandes escritores del mundo, no sólo de Cuba. Su universalidad se concretiza de manera extraordinaria, aunque sencilla en apariencia. Con humor, fina ironía y un apego afectivo al idioma como el amante de la lectura que fue, dio a conocer las diversas variantes de hablar del cubano, mezclando el argot con un altísimo amor por la cultura literaria universal y cubana. Su obra cuenta su vida, y su entorno ya perdido para siempre en la ciudad que veneró e inmortalizó: La Habana, y también la sociedad que vivió en dos etapas tremendamente convulsas y de las que fue protagonista activo y primordial. Contándolas las inmortalizó y universalizó en forma de aventura humana y filosófica.

El Cronista de Cine es un libro de 1533 páginas dedicadas en cuerpo, alma y literatura, a uno de los grandes amores del autor: el cine. Las Crónicas, cada una, no sólo describen con humor, elegancia, y gran magisterio las películas que vio y que tuvo el privilegio de ser el primero en presentar en Cuba, sino que además cada una de esas críticas son verdaderas joyas literarias y artísticas. Pocos escritores han hecho un trabajo tan personal y tan creativo acerca del cine y de sus confluencias populares y poéticas con la literatura.

El Cronista de Cine es el primer tomo de una obra esencial y única. Una obra de culto. La de un hombre que dedicó su vida a la literatura y a una mujer: Miriam Gómez. Que cometió supuestos “deslices” amorosos y maravillosos como crítico de cine y de arte y como guionista y ensayista. Guillermo Cabrera Infante es el escritor más completo de Cuba, su obra abarca un mundo de erudicción sin pedantería, mezclado con su individualidad y un mundo donde la música es el elemento por excelencia para entender su excepcionalidad, amores, presentimientos, soledades, equivocaciones y coherentes rectificaciones, todo escrito y publicado.

La obra de Guillermo Cabrera Infante y este primer tomo de su Obra Completa, de los que veremos publicados hasta diez o doce tomos próximamente, constituye una pieza cósmica de la gran obra y de los grandes autores del siglo XX, por los siglos de los siglos, amén.

2.- Jorge Camacho. Bocetos – Esquisses.

LibroCamacho1

Es un libro que es una joya, del que ya les había hablado, sobre el inmenso trabajo de uno de los más grandes creadores cubanos y universales. Jorge Camacho, pintor, poeta, ensayista, surrealista antes que todo lo anterior.  En este libro podemos admirar la obra de un alquimista, de un poeta que pensaba, escribía, repensaba y reestructuraba sus cuadros a través de bocetos que constituyen piezas de un gran valor, como gotas de oro puro.

Les recomiendo mucho este volúmen que es una preciosidad en todos los sentidos. Es un hermoso libro de arte que comprende casi 200 bocetos escogidos entre más de 500, que hiciera el pintor Jorge Camacho para realizar su obra plástica, sus cuadros, sus tótems, su escultura.

Es un libro-objeto cuya realización fue estupendamente coordinada por Carmen Elías, con numerosas y agradables sorpresas en su interior, sorpresas que constituyen verdaderos regalos al lector y a los especialistas y coleccionistas de la obra de Jorge Camacho, así como a sus admiradores.

El contenido de los textos es también el resultado de un trabajo que nos entrega sapiencia, calidad, elegancia y lujo, en las firmas de Mario Carreño (un texto inédito hasta el momento), André Bretón, Carlos M. Luis, Joyce Mansour, Torgia, Surpik Angelini y Carmen Elías. Todos los escritos sin excepción son verdaderamente extraordinarios. Resulta notable la complicidad de largas y viejas amistades, el amor, el deseo, la belleza en todas esas palabras y estilos reunidos. Destaco los poemas de Torgia, que son para mí una de las más valiosas ofrendas de este libro.

Desde hacía años no me encontraba con un libro tan especial, muy a la altura de la figura de Jorge Camacho, gran pintor, gran hombre, gran amigo. Agradezco a todos, especialmente a Margarita Camacho, esta entrega sin la que ningún amante de la historia del arte podría vivir.

3.- Y siguió la fiesta. La vida cultural en el París ocupado por los nazis. Alan Riding.

alanriding

Es un ensayo muy necesario para aclarar y poder contextualizar al filo del tiempo, lo ocurrido entre las décadas de los años treinta y cuarenta en el París artístico e intelectual, donde se hallaban “todos los artistas, escritores, músicos y actores”, de una época inolvidable e imprescindible en la historia de las artes. Pero el 14 de junio de 1940, el ejército de la Alemania nazi ocupó París. “¿Qué hacer?” Exilio, muertes, clandestinidad, Resistencia; aunque “la gran mayoría intentó seguir viviendo y desarrollando su obra. Bajo el nazismo, la actividad cultural de París se mantuvo en todo su apogeo. Al constatarlo surge una serie de preguntas: ¿Cómo abordaron artistas e intelectuales el peor momento político de la ciudad en todo el siglo XX? ¿Acaso el talento y el estatus trajeron consigo una mayor responsabilidad moral? ¿Es posible que una cultura floreciera en ausencia de libertad política?…” Las preguntas son muchas, y las situaciones, así como el retrato de escritores y artistas colaboracionistas de los nazis me recordaron a algunos personajes sumamente ensalzados hoy en día por la prensa occidental (sobre todo la española), quienes colaboran con el castrismo dentro de Cuba y en el exterior del mismo modo que los peores de los esbirros.

Alan Riding es un escritor, ensayista y periodista muy reconocido.

4.- Oeuvre Érotique. Pierre Louÿs

En la portada foto de Marie de Regnier

En la portada foto de Marie de Regnier

“Voy a desmoralizar la vida privada de mis contemporáneos” proclamaba Pierre Louÿs (1870-1925). Y se empleó en ello muy activamente. Compuso una obra plena de erotismo, publicada poco tiempo después de su muerte. Novelas, noveletas, cuentos, diálogos, teatro, manuales de erotología, léxicos y centenares de poemas libres. Habría que agregar sus textos autobiográficos, donde cuenta su vida sexual: Catálogo cronológico y descriptivo de las mujeres con las que me acosté resulta un excelente ejemplo, incluido en este libro de 1029 páginas. Este compendio me ha dado un gusto enorme al leerlo este año, lo he disfrutado como pocos, y lo releeré.

Pierre Louÿs fue el amante de Marie de Regnier, la escritora de origen cubano de la que les he hablado en varias ocasiones en este blog, y que firmaba como Gérard d’Houville, y amante y esposo de su hermana, con la que ella misma lo casó para no dejarlo escapar.

Un libro que no deben perderse, ojalá sea traducido al español. Un homenaje sin duda alguna al Kitsch erótico.

5.- Exiled Cuba. Raúl Eduardo Chao.

ExiledCuba

Una recopilación sumamente cuidada y precisa del trabajo, aporte y vida de los verdaderos exiliados cubanos. De esos que crearon un mundo de progreso, dentro de su propio mundo, aunque compartido, adaptándose, reintegrándose, sin perder sus raíces, llevando su cultura con ellos, sembrándola en el seno de los Estados Unidos y en otros contextos y realidades europeas e iberoamericanas. Un trabajo de investigación de admirar, cuyo acto creativo es el de reconocer la verdad: que el verdadero y auténtico exilio cubano existió y existe. Y que no se mantuvo de brazos cruzados ni esperando empujes, palancas, ni ayudas de los gobiernos, y que pese a que la mayoría de esos gobiernos, incluido el norteamericano, dieron la espalda a esos exiliados, ellos siguieron adelante y se convirtieron en una tremenda fuerza económica, social y política.

Raúl Eduardo Chao es un autor muy leído y reconocido en los últimos tiempos.

6.- Las estaciones de Reinaldo Bragado: El existencialismo cubano y el paradigma de los escritores en la isla. David Walter Aguado.

ReinaldoBragado

Todo lo concerniente a Reinaldo Bragado me interesa, porque considero que su obra literaria, sus novelas, son pilares de toda una generación desmembrada y martirizada. Resulta sumamente difícil que un ensayo sobre una obra literaria y su contexto constituya a su vez una obra de creación. Este libro lo es, sin duda alguna. No sólo porque aísla al autor y lo sitúa en el pedestal que se merece, todo lo contrario a como acostumbran los cubanos nacidos en aquella sociedad malévola y maldita, a juntarlo todo y batuquearlo en un coctel amargo marcando las edades y las excentricidades como algo inevitable sin ver lo más poderoso: los sentimientos que motivaron al autor, las circunstancias que lo condujeron a la creación de una obra existencialista y por momentos absurda, el lenguaje, las irreverentes inquietudes, y su clara posición política anticastrista. Un gran ensayo muy merecido sobre una obra todavía por descubrir por los editores occidentales. Pero una obra leída y estudiada por los que nos acercamos al alma sublime y polémica, como debe ser, de Reinaldo Bragado.

7.- Arrestation et mort de Max Jacob. Lina Lachgar.

41JDCZZB5CL._SL500_AA300_

No es un libro publicado precisamente en el 2012, pero que yo leí este año. Lo descubrí en el Salon du Livre de Paris, publicado por Éditions de La Différence, una editorial de poesía y ensayo que admiro y aprecio desde hace tiempo, desde que la descubrí en los ochenta. No sólo soy una admiradora y estudiosa de la obra de Max Jacob, tanto poética como artística, además me conmueve enormemente su existencia. Este libro cuenta su calvario desde el día en que fue detenido por los nazis el 24 de febrero de 1944, hasta el día en que murió, un 5 de marzo del mismo año, en el campo de refugiados de Drancy, esperando ser deportado a un campo de concentración. Los testimonios de Jean Cocteau, entre otros artistas de la época que lucharon por salvarlo, y el olvido de otros grandes nombres que hicieron bastante poco y a última hora, como fue el caso de Picasso, resultan impresionantes por su veracidad y alto sentido de la justicia histórica.

8.- Le point du jour à La Higuera. Les secrets de la mort du Che Guevara. Rafael Cerrato.

51m4EY7c9hL._BO2,204,203,200_PIsitb-sticker-arrow-click,TopRight,35,-76_AA300_SH20_OU08_

Se trata de un libro de ensayo histórico, por un especialista, historiador y analista político, que ha escrito en breve tiempo varios libros sobre Cuba, y la historia que tanto nos han manipulado y confiscado. Valioso trabajo de indagación, entrevistas con testigos de la época, con personas que conocieron y padecieron al Che Guevara como lo que fue: un criminal. Testimonios de otras que aun siendo sus enemigos pudieron comprender humanamente sus instintos, en los últimos instantes. Es un libro raro (dentro de tantas publicaciones sobre el asesino de La Cabaña) cuyos personajes fundamentales son Dariel Alarcón Ramírez, Benigno, revolucionario y guerrillero en Bolivia junto al Che Guevara, actualmente en el exilio, y Félix Rodriguez Mendigutia, el agente cubano de la CIA que cooordinó y participó en la captura del Che en La Higuera, el último en tener una conversación con él. Estos dos testimonios culminan en una insospechada amistad.

Tuve el privilegio de leer el manuscrito de este libro y además de leerlo ya editado. Agradezco ahora su traducción al francés, que será presentada el próximo 15 de enero en la Maison de l’Amérique Latine de París, con la presencia del autor y la de sus protagonistas: Benigno y Félix.

9.- “Call the Manager!” Jean Burca.

1264799616

Tampoco es un libro publicado este año, al contrario, ya hace muchos. Su autor es el manager de hotelería, propietario más tarde, Jean Burca, del hotel Madeira donde vivió Fulgencio Batista y Zaldívar junto a su familia hasta el día de su fallecimiento. Me lo recomendó Roberto Batista y tuve la suerte de que el hijo de Jean Burca, Marc Burka, me lo enviara desde Londres.

Cuenta la experiencia de un hombre que atendió a personalidades del mundo entero, princesas, estadistas, presidentes en el exilio, actrices, actores, celebridades de gran rango. Es un libro personal, ameno, de una gran sensibilidad y de mucha utilidad para los que nos interesamos en la historia de Fulgencio Batista y Zaldívar. La portada del libro reproduce una foto de la familia Batista a su llegada en barco a la isla, junto a Jean Burca.

El libro está agotado en librerías.

10.- La Lune et moi. Haïkus d’aujourd’hui. Traducidos del japonés por Dominique Chipot y Makoto Kemmoku. Prefacio de Olivier Adam.

417YbqTozHL._SL500_AA300_

Fascinante edición también descubierta en el Salón del Libro de París este año, que fue dedicado a la literatura japonesa. Es una edición bilingüe, de una gran belleza. Descubrí en esta publicación a poetas japoneses jóvenes y menos jóvenes que cultivan la maestría del Haïku con humor, melancolía, sensualidad, y reconocimiento de la naturaleza de un modo sorprendente e inhabitual, y de sus antecesores, evidentes influencias, en el dominio de esta hermosa y en apariencia sencilla forma lírica.

Espero puedan disfrutarlos tanto como yo.

About these ads

Escritora, artista.

15 Comment on “Mis diez mejores libros del 2012.

  1. Pingback: Resúmenes | blogexilio

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 21.539 seguidores

%d personas les gusta esto: