Ñampiti sacerdotes en La Habana.

Léalo en Zoé en el metro.

8 respuestas a “Ñampiti sacerdotes en La Habana.”

  1. Lo que estamos esperando es por la fabricación del asesino (o los). Y nos da pena ver como el Cardenal sirve de vocero al régimen, las autoridades castristas sin decir ni pio.

    Me gusta

  2. Asi que los crimenes no tienen relacion uno con otro. Que raro. Y yo que pensaba que eran obra de un asesino en serie o sacrificios rituales. Que pregunten un poco a ver cuantas de las tumbas profanadas del Cementerio de Colon no pertenecen a religiosos. Y que se pregunten tambien si no tiene esto que ver con un trabajito para prolongar la vida del criminal en jefe. Por lo que me han dicho, ambos sacerdotes tenian cierto vinculo con familias de prisioneros -y todo prisionero es politico en Cuba, porque uno que se roba un par de pollos lo hace como resultado de la politica de miseria y hambre como instrumento de control social. El seguimiento popular a esos sacerdotes en la muerte -ver las fotos de OLPL en Boring Home Utopics- da mucho de que pensar. A lo mejor la dictadura prefiere el seguimiento en la muerte que no el seguimiento en vida.

    Me gusta

  3. Eso está» muuuuuuuuuuu» raro.
    He pensado en algún episodio turbio, porque intención de crear conflictos con el clero, no lo creo, la alta jerarquia en Cuba es ahora la amante vieja del dictador. Intento de conflictos con España mucho menos. ¿Un asesino en serie? no se pudiera descartar, pero lo que si está claro es que la eficacia en las investigaciones policiales en Cuba no existe.

    Me gusta

  4. Entre una de las mas estimadas propiedades de los blogs es que se puede decir La Verdad. Que el cura era maricon y se la nampearon los bugas. Claro que cabe! Todo cabe en este Mundo y lo sabe todo el Mundo. Ahora, a Mi Verdad. No me gusto el ensanamiento y la tortura y esto representa muy mal augurio para la reconstruccion de la sociedad Cubana.

    Me gusta

  5. Con el Orwen-iano Ministerio de la Verdad que impera en Cuba, hasta que no desaparezca la dictadura la verdad siempre sera una incognita.

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: