Azares, decisiones personales, y la naturaleza de la dignidad humana. Por Charlie Bravo.

Azares, decisiones personales, y la naturaleza de la dignidad humana.

Por Charlie Bravo.

Con gran sorpresa leo el texto que reproduzco abajo, donde Yoani Sánchez
«conversa» con una mujer no identificada.
Tengo amigas y familiares que durante el período especial lucharon por
poner algo en la mesa de sus familias -y aún hoy lo hacen, ya que el período
especial en realidad nunca se acabó- y lo lograron sin hacerse jineteras
y mucho menos chivatonas.

En un aparte puedo decir que poner a las jineteras en el mismo plano de
las chivatonas es un insulto a las primeras, que en realidad son
víctimas del sistema, mujeres de los sectores sociales más golpeados y
marginados, y que al mismo tiempo tienen una enorme dignidad, al no ser
vulgares esbirras y chivatonas al servicio del poder y su maquinaria
represiva. La autora revela que la persona de la cual o a quien ella
habla -no queda clara su identidad- no se convierte en una o la otra por
razones siempre ajenas a su voluntad. No tenía la figura, ni el encanto,
para ser jinetera y lo que la salva de ser chivatona es la pregunta de
una tercera persona, gracias a la cual no está hoy aplicando «la
técnica» en los cuartuchos de interrogatorio de Villa Marista. Mi
agradecimiento va a esa persona, salvadora desconocida de quién sabe
cuántas víctimas.

En todo caso, las mujeres que conozco, admiro y respeto, las mujeres de
mi vida como dice una amiga, no optaron por la vía más fácil, vender sus
encantos, que les sobran a diferencia de la retratada, incluso a las
menos agraciadas. Pero lo que sí nunca les pasó por la mente fue
chivatear a nadie, ni vender su alma al poder por un privilegio, ni por
la oportunidad de abusar a los demás garantizada por el uniforme
tiránico. Tampoco fueron suicidas, aunque si balseras. No fueron amantes
de ministro, ni censoras, pero sí fueron presas y víctimas, algunas de
ellas, pero nunca gendarmes ni censoras. Les tocó vivir un período
especial, muy duro. A diferencia de la autora, no conocen la libertad,
la mayoría de ellas que nunca salieron de Cuba, pero no se hubieran
asustado de la libertad, ellas. No fueron salvadas por el hastío, ni el
azar, ni la eventualidad, fueron salvadas por ellas mismas y por sus
valores como seres humanos y mujeres. Sembraron en sus azoteas,
vendieron durofríos, lavaron y plancharon para la calle, hicieron
almuerzo para obreros de la construcción y limpiaron casas de extranjeros e
iglesias, trabajos duros por una mínima compensación, con la dignidad
que a todas luces falta a la mujer descrita por la autora, ya que
chivatear, perrearle al gobierno, maltratar a sus semejantes y formar
parte de un cuerpo de verdugos no estuvo nunca entre sus opciones, por
muy marginal que fuera el escenario donde vivieron y crecieron y donde
todavía viven y tienen hijos y familias en medio de los dramas y
comedias típicas de la vida en Cuba.

El azar no las hizo las mujeres que son. Son así por voluntad propia. En
cambio, a la mujer retratada por la bloguera le queda algo dentro de la
lycra de jinetera y peor aún de la charretera de tenienta torva de los
cuerpos represivos.
En cuanto a mí, prefiero a la jinetera, que es un espiritu libre, que a
la que siquiera una vez pensó en vestir un uniforme de chivatiente a
cambio de privilegios.
Para las jineteras besos, para la chivatona desprecio…
Buen inicio para una canción.

El azar.
(http://www.desdecuba.com/generaciony/?p=2994)
Pudiste haber sido lo mismo una prostituta vendiendo sus favores que una
interrogadora de la Seguridad del Estado. Las necesidades eran tantas
que entregar tu cuerpo a cambio de un pomo de champú o unos jabones fue
una probabilidad siempre cercana. Sólo que tu figura era demasiado
enclenque para el canje y tenías una piel muy blanca para esos
extranjeros que venían buscando el tono canela de los anuncios
turísticos. Te faltó un “tantico así” para vestir el ceñido traje del
intercambio de sexo por dinero y lanzarte a las afueras de un hotel en
aras de sacar a la familia del apuro.
Estuviste también a punto de enfundarte un uniforme cuando al terminar
noveno grado pensaste en ir a la escuela militar “Camilo Cienfuegos”,
para escapar de una casa donde sobraban las prohibiciones y la miseria.
Creíste que estabas preparada para convertirte en un soldado de labios
fruncidos con tal de acceder a esos pequeños privilegios que veías
disfrutar a los miembros del MINFAR y del MININT. El oportuno consejo de
un amigo te hizo desistir de los gritos de “¡Firmeeee!” y del
repiquetear constante de un fusil AK. Pero si aquella tarde de 1990 no
hubieras escuchado la pregunta “¿Qué vas a hacer tú metida entre órdenes
y trincheras?” quizás ahora estarías intimidando a alguien en una
cerrada habitación de Villa Marista.
Pudiste haber sido balsera, suicida, amante de un ministro, censora o
presa política, gendarme o víctima. No era posible trascender indemne
aquella crisis de los años noventa que te tocó vivir, el descalabro de
los valores y el escenario marginal donde habías crecido. Algo de ti se
quedó en una lycra roja apostada en una esquina y en la charretera de un
teniente, en esas posibles personas que pudiste ser y de las que el
azar, la eventualidad y tu propio hastío te salvaron.

Yoani Sánchez
La Habana

29 respuestas para “Azares, decisiones personales, y la naturaleza de la dignidad humana. Por Charlie Bravo.”

  1. Casi a diario entro en este blog y de verdad me pregunto ¿quien carajo es esta llamado C B , ahora no tengo otra que decirte ¡ socio, virate pá otra gente y no pá que loos mas o menos bien dicen algo de Cuba! porque mi hermanno si nos dedicamos a «arrancarles la cabeza» a todo el que dice algo ¡con dos cojones ! que no es lo que si quisieramos leer o escuchar terminamos pareciendonos a estos comierdas que nos llevan cuesta abajo y de culo , si queremos tolerancia empecemos por nosotros mismo ¿no crees paisano?

  2. …Ah por cierto a veces no me siento identificado , no me gusta lo que escribe Yoany , pero socio tampoco le quiro hacer un juicio sumario , todos los que esten que sientan con ganas de opinar que opinen sin pasarle por encima unos a los otros, que es lo exactamente lo que quiren de nosotros ¿no crees? mis saludos

  3. LO QUE NO SE ES QUE TIENES EN CONTRA DE ALGUIEN QUE LUCHA IGUAL QUE TU,

  4. bueno, asi no llegaremos a ningun lado, tan divididos. me viene a la memoria un articulo que recien lei ayer en un periodico espanol : Cuba es la peor enemiga de sí misma.

  5. ¿Yoani Sánchez quiso decir que ella es chivatona?

  6. hemos caído en un error y es juzgar a todos por igual. Cada ser humano es un mundo a parte, si es cierto que existieron jineteras honradas, pero también las hubo infiltradas o chivatonas…e incluso se hacían amantes de muchos miembros de la seguridad del estado… por favor no juzguemos a la ligera, no nos dejemos llevar por la cólera e intolerancia. El comunismo ganara terreno con artículos como estos… no estoy de parte de nadie sino de algo, LA COMPLETA LIBERTAD DE CUBA EN MATERIA DE DERECHOS HUMANOS, es todo, es tan difícil seguir juntos ese camino no importa la diferencia de pensamiento cuando la causa es una sola?

    Viva cuba libre de los castros espin!

    respeto la opinion de otros, pero no siempre las comparto…

    salu2!

  7. Yo creo que «se» describe… pero es una opinión…

  8. O las miles de croquetas de boniato y los rios de chispa que consumi me obnubilaron el cerebro o algo no anda bien. Ambos articulos son dos joyas, coherentes, limpidos , van directo al blanco , sin ampulosidades. Felicidades a ambas. Ese mano a mano entre los ilustres nos encantan y sobre todo cuando la tematica es Cuba y persiguen lo mismo.

  9. Muy interesante como ustedes, los comentaristas anteriores, exigen que uno este de acuerdo con alguien que «lucha». Pues no, no tengo porque estar de acuerdo con alguien que insulta a las mujeres cubanas de ese modo, ni en juego. Si ustedes quieren estar de acuerdo, esa es su prerrógativa muy personal. Expreso mi opinión porque puedo, y porque la tengo.
    No creo en lideres, ni en pedestales, ni en payaserías de ninguna clase. Ahora, no faltaba más, tiene uno que estar de acuerdo con lo que esta persona escribe, para que ustedes esten tranquilos. Al parecer no aprendieron la lección de hace 51 años cuando siguieron a un lider sin cuestionarlo, lo pusieron en un pedestal, y ahi lo tienen todavía.

  10. Charlie: estoy totalmente de acuerdo con su último comentario respecto a la necesaria cuestionabilidad y a lo peligroso de la incuestionabilidad. Sin embargo, en repetidas veces que algunos internautas han entrado aquí cuestionando lo que escribe Zoé (y en ocasiones a la persona de Zoé) la mayoría de los habituales de este sitio se han «revirado» contra ellos… ¿por qué?, ¿la cuestionabilidad no se extiende a todos?.

  11. Por eso deseamos que en Cuba impere en algun tiempo más el derecho a expresar libremente los puntos de visa, y si alguien se siente afectado tendra derecho a replica. Si Charlie emite una opinión, mas alla de estar de acuerdo o no, que en mi caso la comparto, es su opinión y merece respeto.

    Nosostros no tenemos nada que aprender de Castro, que es un megalomano, intolerante y racista, la historia de la intolerancia por favor no la repitamos nunca más.

  12. Pues a mí me parece muy bien, la desmitificación que efectúa Charlie Bravo.

  13. Charlie, estoy de acuerdo contigo, muchas veces me he dicho que si yo estuviera en Cuba tendria que suicidarme, no tendria las fuerzas suficientes para sobrevivir, pero se que nunca, jamas traicionaria a nadie, nunca denunciaria a un semejante para ganar puntos o cualquier beneficio.
    Admiro a las personas que han decidido luchar en Cuba sin hacerle dano a nadie, vuelvo a repetir yo me hubiera borrado del mapa, me hubiera tirado de un balcon o algo parecido, pero nunca ser chivaton.

  14. Yo, busque una instancia en que le haya cuestionado a alguien sus libertades de expresion o eleccion…. Me parece que Zoe no tiene una secta, solo que dice lo que le viene en ganas en su blog, lo cual disgusta a muchos. Y eso esta bien, porque no hay que siempre coincidir con todos. Ahora…. diga algo que los seguidores de Yoani Sanchez perciban como un cuestionamiento y preparese a recibir una lluvia de insultos, porque segun ellos todos tenemos que estar de acuerdo incondicionalmente con ella. Y no, no lo estoy. Ni por asomo.

  15. Pues quizás yo he visto más cosas de las que me gustaría y de las que ha visto Zoe, con todos mis respetos, que se fue de Cuba muchíiiiiiisimo antes de que acabara el período especial que nunca se termina. Y afirmo categóricamente que muchas jineteras son tan informantes del régimen como lo han sido en su día intelectuales, periodistas y capitanes de barco. Afirmo que muchas van con turistas a las casas de alquiler para luego contar lo que vieron dentro. Otras informan sobre el turista o sobre lo que les pidan. A mí esa visión simplista de la jinetera como una víctima no me cuadra, porque soy mujer, viví los mismo que todos, y me comí el período especial a pulso, al duro y sin guante, y quizás todos allí dentro nos prostituimos de uno u otro modo; pero algunos llegan a límites en los que todo vale. Sencillamente se pierde todo pudor físico y moral y llegan a vender a su madre si es preciso, por vivir un poco mejor o por salir del país.
    De verdad, las cosas son todavía más crueles y negras de como las pintan. Y todos, desde la jinetera hasta el informante, que a veces SÍ pueden venir en el mismo saco, son víctimas del mismo régimen.

  16. Lorena, lamento expresarle mi desacuardo. El informante lo hace por bajo, por deleznable. No es victima del régimen, es victimario. Las víctimas son los aquellos a los que el informante delata. Tampoco estoy de acuerdo con usted en eso de que «quizás todos allí dentos nos prostituimos de uno u otro modo….» Al menos entre las personas que conozco yo, no fue así. Cada cual tiene su experiencia y hablo por la mía propia. Ustede dice que «llegan a vender a su madre si es preciso, por vivir un poco mejor o por salir del país»…. eso será el hombre nuevo, ese engendro castrista que despues mueve el culo acompasadamente con los Van Van y se hace miembro de alguno de esos grupitos que promueve el «cambio». La jinetera como víctima no es una visión simplista, es una visión realista: la jinetera es víctima de la sociedad y del sistema. Tan víctima es, que puede ser forzada por la policía a servirles de informante -¿tiene una jinetera mas debilidades que el resto? si!- y con tal de no ir a Manto Negro entrega no digo yo si parte de sus ganancias, información tambien aunque tenga que inventarla. Y le digo que esa es la minoría de las jineteras. Esas son -por lo general- aquellas que en algun momento o fueron demasiado débiles, o adictas a las drogas, o al alcohol, o sometidas a presiones increíbles, o….. personas como la retratada en el artículo de Yoani Sánchez, que lo mismo le daba ser jinetera que chivata. Gracias por su comentario. Ha descrito usted el panorama tal y como está. Para reconstruir Cuba primero habrá que reconstruir a esa clase de cubanos que usted describe, de lo que son hoy otra vez a seres humanos «normales».

  17. ¿No será un ‘apunte’ autobiográfico? El ‘ello’ a veces traiciona y salen cosas que más bien parecen ‘confesiones’ en vez de ‘relatos’ sobre alguien ajeno.

  18. Charlie: yo vivo con la firme certeza (certeza para mí, desde luego) que respecto a Cuba casi todos tenemos un poco de razón. Son tantas vivencias en tantos años, las hemos experimentado desde tan diversos ángulos, que, inevitablemente, un mismo panorama contado por dos personas, que incluso pueden estar de acuerdo en la esencia, parece a veces desdibujado en panoramas diversos. Usted apela a la condición de víctima de la jinetera y, acto seguido, enfoca los problemas en «el hombre nuevo»… ¿no se ha detenido a pensar que quizás ese hombre nuevo también pueda ser víctima… vícitma que a menudo deviene en victimario?, ¿desconoce usted acaso que en muchas ocasiones coincide en una persona la condición de jinetera/o y «hombre nuevo»?.

    Verá, le cuento… dos semanas antes de salir de Cuba, fui con amigos extranjeros a un viaje por Camagüey y allí surgió la idea de ir una tarde a Cayo Coco. Yo sabía que, siendo cubano, no podría entrar y así se los comenté pero ellos, gente con cierto poder, pensaban que eso se podía «arreglar». En efecto, cuando llegamos al sitio no me dejaron pasar y aunque mis amigos intentaron interceder, yo les pedí que no, que prefería darme media vuelta y largarme. ¿Sabe por qué?: por la expresión del rostro de la persona que me impidió el acceso. Era una expresión de prepotencia, de ejercicio de poder, era la expresión de quien se siente realizado… no era un militar, no era un dirigente, era un simple trabajador al que le habían asignado una amarga tarea: impedir el acceso a sus compatriotas, por el mero hecho de serlo… le habría entendido y «perdonado» de no ser por su expresión. Tuve entonces, creo, el peor gesto de soberbia que he tenido nunca, y del cual aún me arrepiento, y le dije: «Mira, no entro hoy, pero dentro de un año volveré, tú me abrirás la puerta, me llamarás «señor» y me harás los honores… tú, en cambio, seguirás igual de jodido que ahora». Me dijo, sin perder su altivez, que él sólo cumplía con su trabajo… y tenía razón, pero seguí sin entender que lo disfrutara.

    ¿Víctima o verdugo?: creo que un poco de las dos cosas. Pero de lo que no tengo dudas es de que con esa gente, «hombres nuevos», habrá que contar y serán parte importante en el futuro de Cuba. Ojo: otra cosa será los que se hayan manchado de sangre, que espero que las leyes (y no las noches de cuchillos largos) se encarguen de ellos.

    En cuanto al tema Yoani, estoy de acuerdo con usted: su blog parece una secta. Para mí es un sitio despreciable en el que jamás perderé mi tiempo en escribir. Pero, creáme, no es el único sitio en la blogosfera donde se te pretende «etiquetar» por disentir.

  19. Nunca he entrado en el blog de Yoani, ni creo que entrare, hay algo en todo lo que veo, escucho y leo que no me encaja, siempre lo digo a este rompecabezas le falta o le sobra una pieza, no se cual es, pero no me gusta, claro ella tiene muchos seguidores, que te comen enseguida diciendote, pues asi nunca se va a resolver lo de Cuba, bueno, yo llevo 51 anos sin ver que se resuelva y como dice Charlie Bravo su ultimo comentario, «para reconstruir Cuba primero habra que reconstruir a esa clase de cubanos……….»

  20. CS toca algo muy interesante. Lo del llamado hombre nuevo castrista es muy interesante. Mucha gente, de generaciones anteriores que se supone que nunca hayan sido ni que sean hombres nuevos se transforman en ellos. Muchos jovenes, que debieran serlo por fuerza del adoctrinamiento, no lo son, ni lo seran nunca. Otros, los oportunistas, navegan como buenos oportunistas entre dos aguas. Si, naturalmente, habra que contar con ellos, porque son parte de la poblacion- la parte que es a la vez fanatica y amoral, los mismos que aceptan un dolar de un turista o un regalo de un pariente, y minutos mas tarde estan en un meeting de repudio vejando a otro ser humano. O en el exilio, abogando por un reconocimiento absoluto, total y completo de la dictadura, sea en la persona criminal del leader de los Van Van, o en una agencia de viajes, o en un supermercado. En cuanto a los que se han manchado de sangre…. los veras a ellos mismos inciando una noche de los cuchillos largos que solo podremos detener con el peso de la ley. Siempre digo que la reconstruccion de Cuba tendra que comenzar por la reconstruccion de los cubanos.

  21. Estoy con usted, Charlie Bravo.

  22. ‘»Yo soy yo y mis circunstancias», la frase perfecta de Ortega y Gasset.Con lo emprendedor que es el pueblo cubano, luego que agonice la pesadilla de esa familia destructiva y venenosa, en diez anos vuelve a retaurarse la dignidad material y moral. Si miles de empresarios cubanos invierten en la isla, si las naciones ricas nos apoyan, si nos conmutan la impagable deuda asumida por los ineptos de mas de cincuenta billones, por bonos pagaderos a largo plazo, exceptuando la de los rusos, que esa ya se pago con sangre en Africa y medio mundo, volveremos a ser la envidia del continente. El padre Jose Maria Claret lo profetizo. Y entonces muchos regresaremos y Zoe estara en la vanguardia de la cultura nacional , ojala que como ministra.

  23. Con el mayor respeto que me merece el Sr. Bravo, y con la experiencia intransferible de haber residido como extranjero «target» algunos años en La Habana en el pasado reciente, debo decirle que entre las jineteras hay de todo, tambien chivatas. No dire que lo son todas, pero que las hay, las hay.

    Entre las categorias de extranjeros que visitan Cuba o residen en ella, tenemos a los turistas reincidentes, a empresarios con residencia semi permanente (van y vienen y tienen mujer fija en su pais y jinetera en Cuba), a los periodistas que van y vienen o residen en la isla y deben sumar su trabajo al trabajo de presion que realiza implacablemente el Centro de Prensa Internacional (CPI, dependiente del MINREX), y diplomaticos. Estos ultimos son los menos abordados, sobre todo en la calle, por el respeto o temor que despierta la chapa negra de sus automoviles, que los identifica en forma excluyente, aunque hay quienes se le animan. Depende del pais de origen de los diplomaticos, seran mas o menos «target» para la Seguridad del Estado.

    Por otro lado estan las jineteras mas «inocentes», si podemos llamarlas asi, las que creo rescata el Sr. Bravo, pero tenemos tambien aquellas que se inician como «inocentes» pero que cuando han pescado algo gordo son captadas de inmediato por la Seguridad del Estado para continuar sus «tratos» solo ahora «protegidas» por la S del E. Tenemos, finalmente, aquellas chicas que de «inocentes» a priori no tienen nada sino que, de entrada, son agentes de la S del E o, en todo caso, jineteras profesionales «contratadas» por los servicios de inteligencia y contrainteligencia para informar sobre los peces gordos.

    Puedo afirmar con la mas absoluta veracidad, que es la que dan la experiencia «in situ» y los relatos de gente de la mayor credibilidad, esa que arriesga su libertad al contar ciertas cosas a los extranjeros, que parte del trabajo de las jineteras chivatas, en conjuncion con la S del E, es uno de los recursos mas antiguos del mundo, casi tan antiguo como a controvertida profesion de esas bellas muchachas cubanas: el chantaje.

    O sea que mi experiencia, devenida en opinion, me situa entre el ultimo comentario del Sr. Bravo y el ultimo de «Yo».

  24. muy buenos los dos escritos… y como CB tiene razon .. no tengo porque aplaudirle su critica a Yoani … pero disfruto el homenaje a las mujeres cubanas..

  25. Es muy triste ver como muchos de lo que salieron de Cuba, hartos de la imposibilidad de de pensar diferentes, han reproducido, Y CON MUCHO, la misma actitud en el lugar donde viven. Si el tiempo que dedican a emprenderla contra YS, lo dedicaran a hacer algo util por Cuba, otro gallo cantarria. Ahora es el azar, la mujer…ayer los boniatos… anteayer, la escuela…Ella vive en Cuba (ninguno de nosotros vive alla) y tiene SU blog para contar sobre SU realidad. SU BLOG, SU REALIDAD…Nunca he leido que haya escrito nada sobre nosotros…Por que? Por que nada hemos hecho la mayoria….solo criticar, cuestionar…. Y gracias a ella, gustele a quien le guste y duelale a quien le duele, se conoce mas sobre la realidad cubana que esta enferma de muchas dolencias, no solo de los presos politicos…. Y un poco de respeto no vendria mal tampoco.

  26. Quizás la mejor frase heredada de la Ilustración fué la de Voltaire…» Detesto lo que dices…pero defendería hasta la muerte tu Derecho a decirlo…» Por desgracia…los cubanos no somos herederos de la Ilustración…ni España tuvo un movimiento ni filosófico ni religioso de la Religión…La orientación fué exactamente la contraria…un movimiento de defenza hacia la modernidad naciente…La Contrarreforma…De ahí que nuestros países e intelectuales hayan heredado una tradición de poco respeto hacia la opinión de los demás…

  27. Ultimamente veo cierta inclinacion a justificar el jineterismo cubano o prostitucion nacional. Recuerdo que antes de la revolucion cubana, las prostitutas eran despreciadas y marginadas por la sociedad. Sin embargo, hoy dia , muchos quieren justificar la actividad comercial mas vieja del mundo, poniendolas como victimas del sistema comunista cubano. Recalcan, que no les quedo otro remedio que practicarla «para salvar a su familia». … ? …. ?.
    Me pregunto, es que acaso esa misma justificacion no encaja tambien para quien las practicaron antes ?. Es acaso que las prostitutas lo hacen por placer ?. Quizas, ud no sea
    » prostituta » y es por eso que no sabe, posiblemente, la realidad de la » profesion».
    Yo en el plano personal, no tengo nada en contra de ellas, pero me molesta que a unas las califiquen de sacrificadas y otras las evaluemos de putas.
    De todas formas si creo que es la pobreza quien genera la delincuencia y la prostitucion, aunque otros elementos contribuyen tambien.

  28. Gracias a todos por sus comentarios.
    Ignacio, abunde un poco en el tema de la «inocencia» en uno de mis comentarios.
    Willy Abella, el moderado, no las justifico, al contrario, en mi post digo que no todas las mujeres cubanas recurren al jineterismo, ni a la chivateria para sobrevivir. Reducirlas a esos dos extremos no fue obra mía, sino de la autora del post que generó el mio, Yoani Sanchez.
    Juan Perez, precisamente porque tengo la libertad de decir lo que quiero critico lo que escribe YS. Digame que una sola linea de lo que he escrito no es verdad. Nittikko, naturalmente, defiendo el derecho de la señora Sánchez a escribir lo que le venga en ganas. Lo único que no tengo que aplaudirselo, ni quedarme callado si no me parece. La libertad de expresión es válida para todos, y nadie puede disminuir la mía porque considera que la señora Sánchez «lucha en Cuba». Si hay que callarse estamos entonces construyendo las bases de una futura dictadura. No hay nadie intocable, no hay pedestales ni altares.

  29. Total razon le asiste al Sr. Bravo en su ultimo comentario cuando resalta la libertad de expresion de todos, de los mas «famosos» y de los que no lo son tanto, asi como de los que luchan en Cuba como fuera de ella. Todos deben poner su granito de arena para la Cuba que se viene, especialmente los cubanos y, en la medida en que puedan, los extranjeros que conocen y conocieron la isla, aquellos que llegaron a valorar y admirar al cubano de a pie de Cuba pero tambien de Miami, Barcelona, Paris, Buenos Aires, Lima y tantas otras ciudades del mundo donde late un corazon por Cuba. El problema de Cuba, el de su futura insercion en el mundo de hoy, en el que las naciones libres, democraticas y tolerantes son mayoria en el mundo de hoy, deben resolverlo los cubanos. Los de afuera, los que compartimos esa cosmovision tolerante, pluralista y respetuosa de la iniciativa y capacidad individuales, debemos ayudar.

Deja un comentario