El actor Guillermo Toledo vuelve a la carga contra los medios y los artistas que denuncian el castrismo.

En Cuba Información TV.

Por su puesto, ahora habla mierda de Almodóvar de Ana Belén y dice que prefiere a 300 Fidel, que a un solo Aznar, o a un solo Bush o a un solo Sarkozy… Pues tiene dos opciones, o se va a vivir a Cuba del mismo modo en que vive el cubano de a pie. O se alza en las montanas españolas y se deja la barba… todavía más.

15 respuestas para “El actor Guillermo Toledo vuelve a la carga contra los medios y los artistas que denuncian el castrismo.”

  1. ñoooooo… se le fundio el acero al Toledo!
    Que clase de descarado!
    Habría que averiguar quien es el tipo de la colita y la camisa roja que está todo el tiempo en los videos al lado del Tolete, pues parece que le aconseja y conversa todo el tiempo!

    En fin que se vaya pa’Cuba a trabajar en la TV cubana un añito na’más y veran como se raja enseguida!

  2. Zoe, se me ocurrió mandar un par de mis artículos a una lista de correos que aparece en un email que los participantes del encuentro de poetas en La Habana ha hecho circular entre sus adeptos y me han estado respondiendo con correos amenzantes, hasta desde emails situados en el servidor del MINREX. Quiero compartir contigo lo que les he enviado a ellos.

    DE TIRANOS Y COMPLICES
    No considero injusto que se llame tirano a quien lo es, ni que se denuncien a viva voz los crímenes de su tiranía, ni que se muestre públicamente el rostro de los que en nombre suyo humillan y reprimen para eternizarlo en el poder. Denunciar es un acto de elemental justicia, el único que a veces, para fortalecerse en la esperanza de un futuro mejor, le queda al oprimido. Más aún cuando confronta a un régimen cobarde, que se fundamenta en el terror para conculcarles a los ciudadanos hasta el básico derecho a la protesta, y en el odio servil, para lanzarlos unos contra otros, a fin de que se mantengan esclavos a sí mismos.
    Como no creo inmoral que muchos aún guardemos la esperanza de algún día poder hacer justicia, en la persona de los que nos arrebataron la incipiente nación y convirtieron a la patria cubana en lo que hoy es, esa máscara absurda y lamentable que a la fuerza impusieron, desde que se apropiaron del país, matando, desterrando, encarcelando; atropellando a todo el que se opuso. Hacer justicia, sí, sin excesos y serenamente, pero con toda la pasión que conlleva, porque si perdonar es necesario y útil, no dejar impune es justo y es humano, y reconforta a aquellos que esperaron, con las manos atadas a la espalda y una bota sobre la cabeza, el momento de la libertad.
    Impúdico es callar, indigno es permitir que los tiranos y quienes los reverencian a su paso o se alinean en su mismo bando, humillen y repriman a su pueblo, mientras se mira, con complicidad, hacia otro lado. Injusto es impugnar a quien se alza para redimirse de su esclavitud, culparlo a él por el odio del que lo vitupera y lo amordaza, y exigirle poner la otra mejilla para aplacar la rabia del tirano, lo cual como ideal será maravilloso, pero es contrario al temperamento de los hombres y esencialmente autodestructivo porque como la historia lo demuestra, si te dejas crucificar te crucifican.
    Con cuánta vergüenza, dolor e indignación, con cuánta impotencia ante la indefensión, en los últimos días hemos asistido al espectáculo obsceno de las turbas pateando y ofendiendo, arrastrando por las calles de Cuba a un grupo de mujeres que abogaban por la excarcelación para sus presos. Con cuánta repugnancia ante la falta de pudor ajena, con cuántas ansias de ir y hacer justicia, hemos visto esos rostros, a veces desencajados por la furia, vomitar su odio, gritando que las calles de la tierra donde nacimos todos, sólo le pertenecen a un tirano. Con cuánta inquietud y horror, con cuánto espanto; porque sabemos ya que basta el dedo en alto de sus amos para que se apresuren a ponerlo en práctica, los hemos oído aullando: ¡paredón, paredón, paredón!, como en los viejos tiempos. ¡Como en el circo en Roma, como en el Berlín de Adolfo Hitler!
    Son los mismos de siempre, los eternos cómplices de las tiranías; sus secuaces, el brazo ejecutor, los que esgrimen el hacha y la cadena contra su propio hermano, y ofenden y patean y disparan, y tratan de obligarnos a aceptar que el mundo entero sea su barricada. No es la primera vez que salen a las calles en Cuba para violentamente enajenar a todo el que bajo las órdenes caprichosas del déspota ha de vivir oculto y silenciado. Pienso que no se puede ser tan pusilánime, tan cobarde y de tan corto espíritu como para no hacer lo mínimo posible, que es identificarlos con su nombre y rostro para que el mundo sepa quiénes son; apuntarles con un dedo a la frente, para que se reflejen como en un espejo y puedan ellos mismos ver su imagen, en la exacta expresión con la que vamos a recordarlos siempre.
    Denunciarlos es hoy moral y justo, y en algún momento del futuro cercano tendrá que ser legal. Lo indecente es callar, porque el silencio ruin encubre el crimen en la misma medida en que la dolorosa impunidad lo alienta. Y así como todos ellos comprenden lo que hacen, pues ¿quién no sabe, qué es lo que no querría que le hiciesen?, tienen que estar al tanto además de que aunque tarde, el día va a llegar en el que tengan que responder por ello. Y conste que estoy hablando sólo de justicia, no de correr a cercenar cabezas sin mirar a quién. Así el que asesinó tendrá su pena y el que torturó y golpeó tendrá la suya, como mismo quien sólo vociferó sus malas intenciones, se dejará juzgar por su conciencia, o tendrá que asumir la sonrisa irónica del conciudadano, cuando la patria vuelva a ser de todos y no sólo de los que secuestraron el poder.
    Pero he aquí que cuando un grupo de exiliados cubanos decide abrir un sitio en internet para que el reprimido; el que no tiene ni siquiera voz, allá donde el tirano ha acaparado todos los espacios, pueda ir a denunciar al que reprime; los que coquetean con la tiranía desde el lado de acá de la rivera, que felizmente son sólo unos pocos, se apresuraron a elevar sus voces ¡en defensa de los victimarios!, con argumentos cínicos, como el de que denunciarlos es totalmente inútil porque eso no pueden verlo las personas que viven en la isla, donde el acceso público a internet no existe. O con el mucho más desvergonzado, de que los represores tienen el derecho de defender lo que ellos mismos piensan, ¡obligando a los otros a callar!
    A eso les digo que si no lo han de ver por el momento, aquellos hermanos nuestros obligados a vivir dentro del cerco, sí lo vamos a ver los casi tres millones de también cubanos, que fuimos condenados al destierro y que en aplastante mayoría, no hemos renunciado aún al derecho de hablar y decidir en nombre de la patria. Y que si algunos se arrogan el derecho de golpear y vejar, tenemos los demás la obligación de denunciarlos oportunamente, y de hacerlo todo para acercar el día en que al fin resplandezca la justicia. http://reynaldosotohernandez.blogspot.com/

  3. Querida Zoe:
    Quien lo ve en Cuba,haciendo cola para al pan de cada dia!!!!. Este lo que quiere es fama. Estoy segura que ninguno de los que el menciona ni le responden. Que lo manden en el primer vuelo,asi descubre » algo distinto».Por lo pronto,como escribi hace mucho tiempo,en otro comentario sobre el,ya TIENE SUS VACACIONES EN VARADERO!!!!.,POR TRATACAN!!!!!.
    Ni le hagan caso que lo que quiere es MAS FAMA,que no ha logrado con su trabajo. Es un mediocre. Asi quedara para toda la vida,con la excepcion de estos lunares rojos que el mismo quiere tener.Que se vista de flamenca en Cuba. Que mueva la bata y la cola!!!!!!. Y ENTONCES QUE DESDE CUBA PROTESTE Y DEFIENDA!!!!!!!!!!!!!!.

    Gracias Zoe.

    Luisa Mesa

  4. Muy generoso de tu parte llamar actor a semejante mamarracho. Se que te estabas riendo cuando lo hiciste.

  5. Yo propongo una tercera opción: NO HACER CASO, COMO SI LADRARA EL PERRO. Este señor no tiene mucho trabajo de lo suyo con lo cual, le estamos dando una publicidad de fábula y gratuita. En su momento quiso ser la cabeza visible del apoyo a la saharaui Aminatu Haitar, estado todo el tiempo de la huelga de hambre a su lado: lo que digo, no consigue un papelito en nada. No gastemos tiempor en oirle ni en hablar de él.

  6. En lo único que me equivoqué en mi carta abierta a Miguel Bosé, es en llamar Sr. a este (como bien dice Charlie Bravo) mamarracho. He pasado de las nauseas al vómito. Hay que empezar a ignorarlo, que este loro sin colores lo que busca es fama.

  7. Tremendo jillipollas el tio…. no merece cometario..
    PP

  8. Tremendo jillipollas el tio…. no merece comentario..
    PP

  9. Lo que le pasa a este tío, es que no quiere perder la CABILLA que le estan dando en Cuba.

  10. Cual es la razon que este actor de nombre Toledo y muy conocido en su casa, tenga que mencionar a Bush, Aznar y Sarkozy para escojer al asesino y rufian de Cuba, te gusta y mas nada, porque tienes que justificarte tanto y dar explicaciones, yo creo que debiera cojer una sola de las trescientas veces que prefiere a fidel e irse ha vivir ha Cuba, tal y como el dijo, como un ciudadano de a pie y mas nada si total quien es el para no poder hacerlo si ahora hay 11 millones sobreviviendo, digo, viviendo,que importa uno mas. Pero no, el menciona eso como si ir ha vivir ha Cuba fuera una heroicidad, asi sono.
    No se porque, pero siempre me ha llamado la atencion entre los grupos de intelectuales que apoyan la robolucion, los mas desalinados, sucios, poco cuidadosos y de mal aspecto, son los que lo hacen. Por favor habria algun intelectual que me explicara o sera que son asi, porque como actores o artistas son tan malo que esa es una forma aunque sea de llamar la atencion. Este personaje al menos en el video tiene mas tipo de vagabundo que de actor. Cuando vi la comparacion que hizo y que preferia al churrupioso de Cuba 300 veces, me dije, la forma en que menciono eso sono homosexualmente.

  11. ¡¡¡Tremendo!!! A veces pienso que para comportarse de forma tan infame y miserable simplemente hay que estar «enfermo».

  12. Lo que has escrito, en cuatro líneas, no tiene desperdicio.

  13. Así mismo, que inicie su propia Revolución de Octubre en la Sierra Morena o en los Picos de Europa y que nos deje a los cubanos es paz. Este tipejo lo contiene todo: así como es de feo es también de imbécil y mala persona.

  14. A mí este hombre me hace hervir la sangre,me pregunto que habrá tomado para que se le haya dañado de tal modo el cerebro,¿pero es que sus papás no le han contado lo que pasamos en España con la dictadura?Igual es que a él le gusta que le escojan los libros que debe leer,los programas y peliculas que debe de ver,y que de ser por mí jamás interpretaría.
    Que se vaya para Cuba o para Irak si lo prefiere ,que se vaya…que se vaya.

Deja un comentario