Cuba: hijos no, abortos sí. Por Iván García.

Cuba: hijos no, abortos sí.

Por Iván García
Para Ricardo, 32 años, el peor negocio que se puede hacer en Cuba es tener hijos. “Tengo dos y sé de lo que hablo. Si mi jeva (mujer) no los tiró para afuera (se hizo un aborto) es porque el ginecólogo nos dijo que si se hacía un nuevo legrado quedaría estéril. Luego de halarnos los pelos decidimos tenerlo. Y Dios nos castigó. Tuvimos jimaguas”.

Muchas parejas piensan como Ricardo. El aborto en Cuba se ha convertido en otro método anticonceptivo. Se practica irresponsablemente.

Heidi, 27 años, va por la quinta interrupción. “El doctor no quería hacérmelo, pero más fuerte que la ética médica resultaron los 20 chavitos (25 dólares) que le introduje en el bolsillo de su bata. Es una locura tener un hijo en estos momentos. Vivo en el cuarto de un solar (cuartería) con una familia tan numerosa que varios duermen en el piso. Trabajo en una farmacia y gano 290 pesos (12 dólares). Mi novio no trabaja. Cada vez que salgo embarazada, me hago un aborto”.

El aborto es casi un deporte para algunas cubanas. La doctora Raisa lo achaca al descuido en las parejas a la hora del sexo. “A los jóvenes no les gusta protegerse con condón. Y las muchachas no suelen tener ningún tratamiento anticonceptivo. La salud pública cubana debiera ser más rigurosa con los abortos. Ya la situación pasa de castaño a oscuro”.
Las interrupciones del embarazo son gratuitas en la isla, igual que el resto de la atención sanitaria. Aunque hay médicos que por debajo de la mesa hacen dinero practicando abortos. Según un ginecólogo habanero, al mes se embolsa unos cien dólares. “Además, recibo buenos regalos, hasta una pierna de jamón me han regalado”.
Pero la danza de los billetes ocurre cuándo los médicos cumplen misiones de ayuda en el extranjero. Un reportaje del Wall Street Journal publicado el 16 de enero de 2011 por Joel Millman, daba una pista sobre el negocio entre bambalinas que resulta para los galenos cubanos practicar el aborto en naciones africanas y del Medio Oriente. José, un médico que estuvo 3 años en Sudáfrica, afirmaba que hacer legrados en esos países es una manera de regresar con bastante dinero de a la isla. “Si las cosas van bien, incluso pues desertar”.
Instituciones como la iglesia católica han abordado con preocupación el tema del aborto a granel. El médico disidente Oscar Elías Biscet, recientemente liberado bajo licencia extrapenal, ha sido una voz líder contra la interrupción indiscriminada del embarazo. La doctora Hilda Molina, en la actualidad viviendo en Argentina, durante años realizó una cruzada contra el uso de fetos en la producción de medicamentos por parte de instituciones científicas nacionales.
A no dudar, Cuba es el país del continente americano que más facilidades brinda para la práctica del aborto. Una de las modas nocivas generadas por la revolución. Las precarias condiciones de vida y la falta de viviendas, han sido causantes de que un alto número de mujeres decidan abortar, en ocasiones con más de doce semanas de gestación. Los medios oficiales no tocan públicamente el asunto. Como si no existiera.
La práctica masiva del aborto y los pocos deseos de tener hijos por las parejas, están contribuyendo al envejecimiento acelerado de la población. Si es difícil la vida para los jóvenes, imagínense los ancianos. Cuba no es un buen país para viejos. Para el 2020, habrá más personas de la tercera edad que niños en edades comprendidas entre 0 y 14 años. A esto súmele que anualmente 20 mil personas emigran por vía legal hacia Estados Unidos, cientos de ellas aún en edades de procrear.
El ginecólogo habanero opina que esa gran cantidad de abortos también es una respuesta de inconformidad con el estado de cosas. “No les apetece tener un hijo en un país cargado de carencias. Hay mujeres que se los sacan porque están esperando irse y quieren parir fuera, con más recursos. Es lamentable, pero eso viene sucediendo”.
La revolución de Fidel Castro ha sido una fábrica eficiente a la hora de producir escasez. Todo lo contrario en el caso del aborto. Se pueden colgar una medalla de oro.

Iván García.

(Amabilidad del autor y de Tania Quintero).

Blog Desde La Habana y El Blog de Tania Quintero.

10 respuestas para “Cuba: hijos no, abortos sí. Por Iván García.”

  1. Toda mujer puede hacer con su cuerpo lo que le dé la gana.

  2. Total, si al sistema castrista no le importa en absoluto la calidad de vida de los nacidos, no tiene por qué importarle los que no han salido del vientre. Por supuesto, el gobierno no obliga al aborto, sencillamente lo facilita, y cómo ya prácticamente todo prejuicio, escrúpulo y norma moral hace rato que pasó a la historia allí, pues a abortar se ha dicho. La verdad que preferir el aborto a usar un condón o tomar un anticonceptivo es algo de gente sumamente ligera, por decirlo de forma muy elegante.

  3. Cuba esta muriendo demograficamente serà un pais sin fuerza laboral y se necesitan brazos para ir hacia un cambio democratico y hacia una sociedad competitiva. Los abortos traen consigo envejecimiento, esterilidad, yo no soy contraria al aborto terapeutico ej: si la madre corre peligro o si el feto viene con deformaciones no gestibles, esta claro que mi cuerpo me lo administro yo pero siempre y cuando mi vida no corra peligro, existen metodos anticonceptivos y al limite sino los tienes existe siempre el 7 antes y 7 despues, o sino la abstinencia. , Ivan Garcia en su post habla de la doctora Molina y su cruzada , y creo que ahi va un error de informacion porque la Dra. Molina hizo muchas cosas y muy mal hechas, especulò bastante, vivio y disfruto mucho al lado de su comandante ChacumbeleI y los fetos?? bien gracias y las mamas? esteriles gracias

  4. Como bien dice Frida, cada mujer hace con su cuerpo lo que mejor le plazca. El problema aquí radica en la conciencia. Y no tener conciencia de las consecuencias éticas y biológicas que implican abortar, pues está en la base de la educación recibida y también en el respeto por la vida de los otros y de la propia vida de quien engendra a un ser humano. Y el castrocomunismo engendró precisamente eso: el desprecio por la vida.
    Gracias por los links.

  5. Todo lo que veo, escucho y leo sobre Cuba no puedes dejar de llega a la conclusion que esa nacion no es mas que un reflejo de aberracion de la existencia de una civilizacion.
    Como una nacion puede convertirse en monstruosa con el consentimiento y la aceptacion sumisa de los que en ella habitan

  6. Impecable la argumentacion del articulo. En los 60 y los 70, bajo el influjo del detestable asesino argentino y la idea del ganstercillo de pacotilla psicopata de Biran de crear una especie de robot estalinista nuevo, hubo dos explosiones en cadena de nacimientos en Cuba, fenomeno alentado por los embarques de carne rusa. Cuando se dieron cuenta que el hombre nuevo era como todos los hombres de todos los tiempos y hasta capaces de emigar en masa hacia el gran satan, permitieron esa especie de eutanasia colectiva de deshacerse de los fetos, cuya unica atenuante seria evitarles se convirtieran en seres aturdidos por la pobreza obligatoria y la desenperanza infinita que ellos producen con tanta eficacia.

  7. Evitar tener hijos a base de abortar equivale a evitar subir de peso a base de inducirse el vómito tras hartarse. Ninguna de las dos cosas son normales ni saludables ni respetables, y ambas muestran falta de respeto por el cuerpo que las practica. Lo que se puede hacer es una cosa, y hacer lo debido es otra. Si no se quiere embarazo, hay otras maneras de evitarlo. Y ese lenguage de «tirar para afuera» y «se los sacan» es sencillamente bestial. Espantoso.

  8. Y sigo: ustedes los hombres que siguen con la retahila en contra del aborto, por favor, cállense.

  9. Mientras que las leyes se han ocupado del Derecho de Familia la sociedad ha conocido la llegada del divorcio la ley de aborto la familia natural y la tolerancia hacia las uniones homosexuales. donde se entrevista a personas de la calle y a grupos de jvenes y de mayores de la asociacin pro-vida as como a jvenes y mayores a favor de la despenalizacin del aborto.

  10. Pero vi con mis ojos y escuche en un materno,mi cunada no puede tener nino,pues cuando llegan a crecer lo hacen fuera del utero y ella lloraba en el materno que esta en Luyano y el medico me dice el mundo,no hay quien lo entienda,mira a esta muchacha como llora y aquellas felices de sacarlo a toda costa.

Deja un comentario