Sobre la censura de Una Educación Sexual de Juan Abreu por Amazon.

947 Emanaciones y 948 Emanaciones.

«Confieso que hasta que no leí Una Educación Sexual de Juan Abreu no entendí a esas mujeres que lloran y ríen, al unísono, de gozo, mientras son templadas (folladas). Lo mismo sucede con Juan Abreu, uno empieza a leerlo y termina llorando y riendo de puro placer, siendo ‘leída’ por él, como si leyéndolo consiguiera templarnos la mente, penetrar en ella y hacernos el mayor cráneo masturbatorio jamás imaginado. Una Educación Sexual, además, me condujo nuevamente a la relectura de Gustave Flaubert, y La Educación Sentimental. Entre ambos hay una ‘liason’ misteriosa (palabra tan mal manoseada últimamente) que nos afirma que sin sentimientos no hay, desde luego, amor y, quizás pasión, pero tampoco, y mucho menos, hay deseo y sexo. Que es de lo que se trata la vida.»

Zoé Valdés.

7 respuestas para “Sobre la censura de Una Educación Sexual de Juan Abreu por Amazon.”

  1. No tenia pensado comprar el libro pero ahora lo haré, así de simple.

  2. Por eso precisamente le han censurado, porque habla de la libertad total del individuo, algo intolerable para los encasilladores y para los que pretender no solo gobernarte la mente, sino hasta la cama (o el piso, o la mesa de la cocina, o el sofa, o el coche, o lo que sea)

  3. Es de agradecer el veto de amazon, esos casquivanos le han regalado una publicidad suplementaria.Como debe ser.

  4. Una amplia sonrisa… 🙂 como debe ser…

    Merezco ser leìda… por Abreu… 😉

  5. ¡Que mal! Soy amante de las nuevas tecnologías y hace mucho que leo en mi ereader Kindle de Amazon. No me compro un libro en papel desde hace mucho, pero me tendré que ir mañana a la Casa del Libro a comprarme Una Educación Sexual. Fecebook censura a una mujer amamantando a un niño, YouTube retira vídeos porque salen una tetas y ahora Amazon. Todas son empresas americanas. La absurda moral. Lo peor es que prentenden imponernos su terror al sexo y sus absurdos valores morales a todos. Estados Unidos es un país que presume de defender las libertades individuales, pero censurar e imponer determinados comportamientos ultraconservadores es violar los derechos individuales. Que cada cual lea lo que quiera. Si a mi se me prohibe o simplemente se me dificulta la compra u obtención de un libro porque a alguien no les gusta, se me están violando mis derechos individuales. ¡Abajo el colectivismo y el pensamiento único!

  6. Turandot, como me conecté al blog desde tu ordenador, y olvidé desconectarme, pues ahora cada vez que dejes comentario saldrá mi nombre, sólo tienes que ir con la flechita arriba, a la derecha, encima del blog, donde aparece mi nombre y mi fotico en pequeñito, y marcar Sign out. Eso volverá a conectarte a través de tu cuenta en google.

Deja un comentario