Ceguera oficial. Por Julio César Gálvez.

Ceguera oficial.

   

Por: Julio César Gálvez.

Sección: Una isla perdida en el mar.

 

La tozudez y la degeneración del funcionamiento de las neuronas de quienes rigen a puntapies los destinos de Cuba desde hace más de 50 años, los llevan a creerse eternos en el poder e ignorar cualquier opinión que contradiga su “ ordeno y mando ” Nada nuevo bajo el sol, algo inherente a todas las dictadura pasadas y presentes. Solo que en el caso cubano llega hasta la aberración de la contradicción con el discurso oficial.

El prisionero político Ernesto Borges Pérez, quien se encuentra en un estado de salud muy delicado, como resultado de una huelga de hambre, que ya se extiende por varias semanas en reclamo de los derechos que le conceden las propias leyes firmadas por el régimen cubano actual, es otro cubano más, de los más de 100 mil que sufren los rigores, abusos y maltratos que se producen a diario en las cárceles cubanas.

Confinado en una galera de 5 metros cuadrados en la que convive con 36 hombres más, presos por diferentes delitos comunes,  en el piso Tercero Norte del edificio 2 del Combinado del Este de la Habana, la mayor de toda América Latina, con  capacidad para 6 mil reclusos, ya ha cumplido la tercera parte del total de su sanción.

La negación al cumplimiento de lo estipulado en las leyes en el caso de Borges es total. El Teniente coronel Vargas, director del Combinado del Este de la Habana, le comunicó personalmente al padre de Ernesto, Raúl Borges, “ la petición de su hijo es imposible de cumplimentar ”

Según su padre “ Ernesto ha bajado cerca de 40 libras de peso corporal y se ve muy demacrado, con falta de aire al caminar y arritmia cardiaca producto de la huelga de hambre que lleva ”

El propósito del régimen es dejar morir a Ernesto Borges dentro de una celda a la vista de los reclusos que lo rodean, como escarmiento por su rebeldía. Uno más. Otro cubano que disiente del totalitarismo de los hermanos Castro al cual pretenden eliminar físicamente sin contemplación alguna. No les importa lo que digan en el mundo acerca de lo que ocurre dentro de Cuba, mucho menos la opinión de quienes reclaman libertad y democracia en la isla. Es el poder por la fuerza y nada más. Es la ceguera oficial que acabará con el abuso y la prepotencia de los victimarios.

3 respuestas para “Ceguera oficial. Por Julio César Gálvez.”

  1. No cesan de ASESINAR, y eso que con escapularios, crucifijos de la sierra bajaron, para continuar MATANDO con los FUSILAMIENTOS al por mayor, se acuerdan ? JAJA, oiganme, y que manera los envidiosos de PAREDON, PAREDON, PAREDON gritar, sin saber para quien, mucho menos el porque ??, ahi nadie enga~o a nadie……..

  2. Y los derechos humanos en ess nido de ratas que es la ONU no pueden hacer nada?

  3. Todo lo que se diga sobre abusos del regimen en Cuba es poco, como terminar con ese despiadado mal? olvidense de la ONU, del OEA y mucho menos de Europa y USA para que, ni hablar, solo hay una solucion y esta dentro de la tabla de Mendeleiev, su simbolo Pb, el plomo, lo demas es entretenimiento y sufrimiento politico lleno de frustracion con nostalgia, que esa mezcla hoy en dia no saben los sicologos que resultado da en el cerebro o que tipo nuevo de emocion se genera.

Deja un comentario