¿Qué pretende esta canallada?

El País.

«El comunismo es el fascismo del pobre», ya lo dijo Guillermo Cabrera Infante, como habrán leído al inicio de este blog. Dos versos extraídos a lo loco y malsanamente han sido suficientes, al menos son los que aquí se citan, para destruir toda la poesía de un hombre de 97 años al que se le concedió este año el Premio Cervantes de las Letras. ¿Cuáles han sido esos versos? «La izquierda y la derecha unidas/jamás serán vencidas». Cabría preguntarse ¿de qué va el editorialista que ni siquiera firma su editorial? De ideólogo, seguramente, muy lejos de la poesía y de la antipoesía que es pura matemática, ciencia pura.

¿Pretende esta editorial de El País cuestionar el premio a Nicanor Parra, un poeta reconocido mundialmente, un poeta como la copa de un pino que creó la antipoesía en un acto de ironía literaria, y de absoluta libertad e inteligencia matemática?

Hace rato que me percaté que los ideólogos no saben, están incapacitados, para leer poesía, por todas partes ven hoces y martillos y enemigos imperialistas. De matemática y de física cuántica saben menos, ya hemos visto cómo dejan los países en cuanto toman el poder y se les van las cuentas para los bolsillos, y cómo dejan la poesía en cuanto pretenden entenderla, y lo que es peor, interpretarla y hacer que los demás la entiendan a través de ellos.

Lo único bueno de esta editorial es que si estuviera debidamente firmada sería una antieditorial, que no es lo mismo que antipoesía, porque carece de ecuaciones. La firma tendría que aparecer, porque la firma sería el equivalente del resultado de la ecuación. Por ahí ya se nos desvelaría el orígen -no del mundo- de la canallada.

Nicanor deberá estar emparrado de la risa.

Zoé Valdés.

8 respuestas para “¿Qué pretende esta canallada?”

  1. Lo de no firmar los editoriales es algo muy común en El País… por lo demás ¿qué se puede esperar del Órgano Oficial del PSOE? El País es como el Granma con papel que no destiñe y más páginas…

  2. Pero, ¿es qué no entiendes nada? …

  3. Buen comentario, Zoé.

    Al no aparecer la firma, todo indica que Nicanor Parra no es santo (poeta) de la devoción de El País. Hace tres semanas en el blog de Iván se reprodujo La muerte sin futuro (http://deivangarciaysusamigos.blogspot.com/2012/04/la-muerte-sin-futuro.html), lo que Raúl Rivero escribió cuando a Nicanor le dieron el bien merecido Premio Cervantes.

    Ayer vi el acto por el Canal Internacional de TVE. Me gustó que donaran esa vieja máquina de escribir, no así que ese poema inédito no se pueda abrir hasta dentro de 50 años. Mejor hubiera sido hasta después que el poeta muriera. Por cierto, cuando dijeron que un nieto iba a hablar en su nombre, pensé que sería un hombre de más de 30 o 40 años y no un muchacho de 19, parece que es el último fruto de su vejez.

  4. Gracias a todos. Las editoriales de un periódico están para entenderse, es la regla elemental del periodismo. Además, ¿no es lo que nos dicen cuando batean los artículos de los que no somos moderados y políticamente correctos?
    En caso de que fuera una antieditorial, jugando con el estilo de escritor, les quedó mal. Y más parece un ataque al escritor.
    En caso de que sea un antipoema, que no antipoesía, todavía peor.
    Como único la aceptaría es que la editorial hubiera sido escrita por el mismo Nicanor Parra, pero como ha dicho que necesita un año para escribir un discurso, pues dudo que Nicanor se preste para semejante memez.

  5. Aparte de que les quedo desatinada, es desabrida la columnita, y lo que es peor carece del ingrediente principal de una buena Editorial: la Valentia. Cuestion que la antipoesia de Parra ni da ni presta.
    Y a proposito de quien no firma la columna, es interesante como Bolano esta vivito y coleando cuando dijo:
    “Parra no necesita el Nobel, pero me gustaría que se lo dieran, porque habría una fiesta en toda Latinoamérica y mucha gente volvería a leer los Poemas & antipoemas, y en medio de la alegría (una alegría que ya me imagino cómo sería manipulada) los textos de Parra caerían como un balde de agua fría, gélida, o como la gota malaya, que lentamente abre un agujero en el cráneo, y la fiesta latinoamericana entraría o se vería abocada a entrar en otra dimensión, en donde la velocidad (o las velocidades) necesarimente son distintas, menos ruido y más espejo, un espejo atroz, tal vez, en donde todos estamos reflejados y en donde no hay salida, salvo la que dicte la valentía”.

  6. El que escribió esos parrafitos debe andar aún tapándose su cosita con una hoja de parra. Salta a la vista que es un retrógrado a la n potencia. Analfacebollón y envidioso, sobre todo.
    Gracias por el link.

  7. El Pais es solo consistente con su asalto a Parra. Es decir, siguen la misma logica que siguieron cuando premiaron a Yoani Sanchez, a ella le dieron un anti-premio. Y le hacen un ediotorial a Parra, que es un anti-editorial, porque a el le dieron un anti-anti-premio, es decir, un premio de verdad. Es decir, que el Pais escoge muy bien quien puede ser anti-premiado, por mucha anti-poesia que se invente. El anti-periodismo ya sabemos que es otra cosa. Para eso se inventan premios.
    En la prensa americana tampoco firman los editoriales…. consulto ahora un viejo manual de periodismo, heredado, que dice que si el editorial no se firma entonces representa la opinion del director del periodico es decir, la opinion editorial del grupo social a quien representa el diario. Pero mi manual esta en español, asi que no hay dudas. Ya lo sabe Parra.