Interrogado un crucigramista venezolano por incluir un supuesto código subversivo.

Están como locos, igualito que en Cuba.