Googleando con La Habana. Por Nancy Pérez Crespo

El presidente de Google, Eric Schmidt, estuvo en La Habana el pasado fin de semana, acompañado de otros tres directivos de esa empresa. Dicen los que le conocen que viajó a “promover las virtudes de una internet libre y abierta”. En otras palabras: fue a decirle al general-dictador, que si permite el uso abierto de la Internet para todo el pueblo, los cubanos serán ciudadanos más informados y en consecuencia van a exigir sus derechos conculcados.

No creo que Eric Schmidt sea una angelical e inocente criatura que cree en las bondades del comunismo cubano, más bien, lo pienso como un insaciable empresario con unas espuelas más largas que las de los gallos de pelea que viven en Homestead y que a cada rato la policía se los lleva presos, no a los gallos, se lleva presos a los dueños de los gallos y a los apostadores ilegales.

Entre los absurdos de este viaje está el hecho de que este personaje que acaba de pasar tres días en Cuba es el presidente de la junta directiva de la New America Foundation (NAF) Y ¿que es la NAF? Es una organización, sin fines de lucro que dice ser no partidista, que tiene su sede en Washington, DC, además de tener una importante presencia en la ciudad de Nueva York. Maneja el Instituto de Políticas Públicas y de reflexión que se centra en varios temas, como la tecnología, la creación de activos, la salud, la energía, la educación y la economía incluyendo el muy delicado tema de estudios de seguridad nacional.

Pero ¿cuál es el nexo con Cuba? Esta organización recibe 4,3 millones dólares de subvención de los programas para promover la democracia en Cuba de la USAID o sea la agencia para el desarrollo del gobierno de los estados Unidos. Además, en la carta que le envió a Obama un grupo de comerciantes y ex funcionarios pidiendo aperturas para el régimen cubano, se destaca el nombre de Anne-Marie Slaughter, que es la actual presidenta y CEO de la NAF.

Además, desde 2009, Anya Landau, una izquierdista que aboga por eliminar las sanciones de Estados Unidos al régimen castrista, fue nombrada directora de Iniciativa Política con Cuba, de la también izquierdista NAF y en su página de Internet alberga el blog de la Landau, «Havana Note», cuyos colaboradores son críticos del programa USAID-Cuba y simpatizantes del régimen de los Castro. Este blog se destaca por sus ataques a los congresistas y senadores cubano-americanos.

Es una discrepancia que la NAF reciba fondos de la USAID para promover la democracia a Cuba y al mismo tiempo sea crítica de sus políticas y colabore con los apologistas del castrismo.

Por estas razones, es lícito preguntar ¿a qué fue a Cuba el CEO de Google? Porque esa visita fue programada, estudiada, aprobada y muy, pero muy vigilada.

Lo que ha trascendido del recorrido es que los compañeros de viaje de Eric Schmidt se reunieron el viernes por la noche con miembros de la redacción del «ÚNICO» (le cambio el nombre y lo llamo así porque se anuncia como el primer diario digital independiente de la isla, lo cual es una exageración o más bien, una mentira, porque antes hubo otros y aún se mantienen algunos. La diferencia entre ellos es que los que existieron antes y los que aún están operan sin financiamiento, mientras éste que se anuncia como el «ÚNICO» recibe mucho dinero).

El sábado, Schmidt y los directivos del portal de Internet Google, visitaron la Universidad de Ciencias Informáticas (UCI), donde según el «ÚNICO» los visitantes pudieron comprobar que los los jóvenes estudiantes de la UCI arden en deseos de poder tener el acceso abierto a la Internet.

Los visitantes salieron del lugar muy alentados ante el «potencial tecnológico e informático que tiene la isla», aunque «limitado en estos momentos por los problemas de conectividad a Internet», porque sin decirlo claramente, culpan al embargo por esa limitación, y no culpan a la censura impuesta por la dictadura, que es la verdadera razón. Porque conectividad ya tienen desde 2011, con la conexión de fibra óptica del cable submarino tendido desde Venezuela.

Los de Google regresaron de la Isla diciendo que los cubanos necesitan “teléfonos inteligentes”. Serán miserables. Si yo, que vivo y trabajo en un país de libertad, todavía no he podido comprarme un “teléfono inteligente”.

Miren canallas de Google, aunque sus «ÚNICO’s» anfitriones no se lo dijeron, los cubanos lo que necesitan es libertad, libertad para comer, libertad para vivir, para que puedan abrir libremente la Internet y poder tener acceso a Google para decirles lo mismo que le dijo el guerrillero-presidente de Uruguay a los de la FIFA: “Son todos una bola de hijos de puta”.

Nancy Pérez-Crespo.

Anuncios

One Reply to “Googleando con La Habana. Por Nancy Pérez Crespo”

  1. Quzas sea mejor que Google se mantenga fuera de Cuba, por lo que he visto decir al Sr, Pimienta de Miami, acerca de google, estas gentes andan con un camion por la calle lleno de rquipos y oyen lo que habla hasta el pipisigallo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.