No acostumbrarse a lo intolerable. Por Federico Jiménez Losantos

Los Presupuestos no se debaten y votan en el Parlamento, sino en la celda del golpista, visitado sumisamente por el jefe comunista de ese gobierno dizque presidido por un socialista.

Origen: Libertad Digital

Deja un comentario