Bertolucci versus Visconti. Por Zoé Valdés

A ver si nos enteramos, que no les voy a durar toda la vida. ‘Novecento’ o ‘1900’ de Bernardo Bertolucci va mucho más de antifascismo y del cambiacasaquismo, y mucho menos de comunismo. ‘Soñadores’ va de lo que realmente fue Mayo del 68, o sea, de nada, de unos niños pijos que creían que singando y tirando ladrillos o tirando ladrillos y singando irían a cambiar el mundo (en la realidad manipulados por un filósofo bizco, como decía Guillermo Cabrera Infante, “con un ojo en el Ser y otro en la Nada”), ‘Último tango en París’ va más del deseo insospechado de la mujer joven y de la soledad y la locura del hombre manoseado por lo prohibido y la bisexualidad no asumida, también va de Brando y de María, y de Marlon y Schneider… Esos cuatro universos tan personales.

Bertolucci es un gran cineasta, es cierto que no más grande que Luchino Visconti, del que también no sólo he visto todas sus películas, además pertenezco a esa, su cofradía, en donde el estilo y la belleza son más relevantes que la historia, y todo superado únicamente por la elegancia del dolor soportado en silencio.

Bertolucci fue quizás comunista en Italia, como también lo fueron Oriana Fallaci y Marlene Dietrich (en Hollywood), ‘post guerre oblige’ -redimidos todos ampliamente por sus comportamientos ulteriores-; aunque bastante que Bertolucci rehuyó comprometerse de a lleno en otra parte, lo que me consta al menos con Cuba.

Zoé Valdés.

Anuncios

6 Replies to “Bertolucci versus Visconti. Por Zoé Valdés”

  1. ¡Por favor, mi Zoeño querida! ¡Ya salte de mi cabeza! No es posible que pensemos exactamente lo mismo… Yo también soy un fervoroso admirador de Visconti: eso es grandeza y majestuosidad. Y autenticidad. Él era, en sentido literal y figurado, un PRÍNCIPE. Me fascinan los dramas en palacios y castillos… Pero los bretes y miserias en solares y casas de vecindad no los soporto: para eso ya está la vida, la cabrona vida…

    Me gusta

  2. Bueno, mi Zoeño, pero tus solares son habaneros, muy diferentes… Esos tienen “savoir de vivre” y más en tu pluma. Yo me refería a los solares italianos del neo-realismo deprimente…

    Me gusta

  3. Y vaya, para que no te quejes, hoy en homenaje a ti y tu solar, voy a preparar “pata y panza” y casquitos de guayaba…

    Me gusta

  4. Para mí, el neo-realismo italiano es como socialismo realista, pero con polenta.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.