Bahamas. Por Zoé Valdés

Hará varios años vi en un vídeo a unos cubanos que llegaban a Bahamas y eran rechazados masivamente por las autoridades y el pueblo a pie de balsa. Llegaron sedientos y los despacharon igual. Así, abusados, los mantuvieron hasta la deportación.

Al parecer el tema se ha recrudecido en los últimos años, el de despreciar sin miramientos a los cubanos que llegan buscando refugio. Ustedes me dirán que los cubanos son de ampanga y que ya cansan, cierto. Pero el agua y un recibimiento correcto a quien huye de una tiranía no se niegan. Negarlos habla muy mal de quienes así se comportan.

Veo las imágenes devastadoras de Bahamas y me apena una enormidad. Pero, no puedo olvidar aquel vídeo.

Soy una imperfecta. Lo sé.

Zoé Valdés.

Deja un comentario