¿Qué guerra es esta? ¿Cuál vida estamos viviendo? Por Zoé Valdés

3 respuestas para “¿Qué guerra es esta? ¿Cuál vida estamos viviendo? Por Zoé Valdés”

  1. Si doña Zoé, tienes razón en todo.
    Hay una guerra global de la élite en el poder contra el mundo.
    Claro que se trata de sacrificar a una capa de la unanimidad. Ya eso se venía diciendo.
    Condoleezza Rice hace como quince años hablaba ya de de sacrificar la gran masa de ancianos, según ella, porque eran una carga económica demasiado pesada. Hace poco Christine Lagarde también repitió lo mismo.
    Pero en realidad lo que se quiere es implantar una tiranía mundial. Sacrificar a los mayores y a los ancianos con conocimientos y experiencia es ideal para someter a una inmensa masa de jóvenes corrompidos en las drogas, la superficialidad, el reguetón y la desmoralización.
    El famoso juicio político contra Trump no fue nada más que una Operación Psicológica que sirvió para desviar la atención de todos y que nadie viera ni se diera cuenta de los preparativos para realizar este ataque militar biológico.
    En New York también Mario Cuomo habla de que están en guerra. Mientras informa de que reciben de China respiradores y mascarillas.
    Un jefe de un portaaviones hace algo inconcebible para un militar y publica una indisciplinada y desgarradora carta denunciando a sus mandos porque pensaba que sus cien marinos infestados por el Covid-19 no iban a recibir ayuda y tratamiento.
    María Celeste Ararás lo defiende. Todo esto nos da la medida de cuan extensa, alta y profunda es la conspiración para destruir a Estados Unidos y lo poco que queda del mundo libre.
    China ha dado un golpe biológico militar contra el mundo y contra Estados Unidos, China a hecho un ataque militar biológico contra Estados Unidos. A China hay que castigarla muy duro; a Xi Yin Ping hay que ejecutarlo públicamente.
    Siempre los científicos, los virólogos, los biólogos, han hablado de una gran pandemia que viene, siempre se ha hablado y alertado de que venía una gran pandemia, la pandemia llegó y los gobernantes de New York no pudieron jamás crear las condiciones para enfrentarla. Esto es traición, una vil y canallesca traición.

  2. Hay una guerra global de la élite en el poder contra el mundo.
    Claro que se trata de sacrificar a una capa de la unanimidad. Ya eso se venía diciendo.
    Condoleezza Rice hace como quince años hablaba ya de de sacrificar la gran masa de ancianos, según ella, porque eran una carga económica demasiado pesada. Hace poco Christine Lagarde también repitió lo mismo.
    Pero en realidad lo que se quiere es implantar una tiranía mundial. Sacrificar a los mayores y a los ancianos con conocimientos y experiencia es ideal para someter a una inmensa masa de jóvenes corrompidos en las drogas, la superficialidad, el reguetón y la desmoralización.
    El famoso juicio político contra Trump no fue nada más que una Operación Psicológica que sirvió para desviar la atención de todos y que nadie viera ni se diera cuenta de los preparativos para realizar este ataque militar biológico.
    En New York también Mario Cuomo habla de que están en guerra. Mientras informa de que reciben de China respiradores y mascarillas.
    Un jefe de un portaaviones hace algo inconcebible para un militar y publica una indisciplinada y desgarradora carta denunciando a sus mandos porque pensaba que sus cien marinos infestados por el Covid-19 no iban a recibir ayuda y tratamiento.
    María Celeste Ararás lo defiende. Todo esto nos da la medida de cuan extensa, alta y profunda es la conspiración para destruir a Estados Unidos y lo poco que queda del mundo libre.
    China ha dado un golpe biológico militar contra el mundo y contra Estados Unidos, China a hecho un ataque militar biológico contra Estados Unidos. A China hay que castigarla muy duro; a Xi Yin Ping hay que ejecutarlo públicamente.
    Siempre los científicos, los virólogos, los biólogos, han hablado de una gran pandemia que viene, siempre se ha hablado y alertado de que venía una gran pandemia, la pandemia llegó y los gobernantes de New York no pudieron jamás crear las condiciones para enfrentarla. Esto es traición, una vil y canallesca traición.

  3. Profetico mensaje que desgraciadamente clama en el desierto. Una sincronicidad segun el Psicologo suizo Yung es una casualidad cargada de significados. El excelso Pdte Donald Trump le exige al regimen comunista chino que el desvalance comercial con ellos que dana a EE.UU es de cientos de miles de mill. de dollares. A mas de eso el robo de patentes tambien suman miles de mill. de doll.A eso los comunistas llaman, la CNN, y numerosos medios de comunicacion americanos «Guerra economica». Y de pronto surge en China una pandemia que ha arrodillado a Estados Unidos y buena parte de Europa. Y ellos apenas han sido danados economicamente. ?No huele a pescado podrido chino?

Deja un comentario