Conviene recordar quiénes son los asesinos. Por Daniel Fernández

En su Facebook: